En Taiwán ofrecen viajes a ninguna parte y venden todos los boletos

La pandemia ha cambiado nuestros hábitos, sobre todo ahora, en verano. Preparar la maleta, subir a un avión, y volar hacia otros destinos, algo tan habitual pero imposible de realizar en algunos países como Taiwán . El Estado cerró sus fronteras en marzo en medio de la creciente pandemia de coronavirus, y ha aconsejado a sus ciudadanos que no vayan al extranjero a menos que sea absolutamente necesario.

Pero los taiwaneses se resisten a no viajar, por eso, en el Aeropuerto de Songshan en el centro de Taipéi, se les ha ocurrido una divertida idea con la que contentar a algunos ansiosos viajeros. Les ha ofrecido la experiencia de poder viajar a ninguna parte.

A través de un sorteo, en el que participaron una 7.0000 personas, se escogieron 180 ganadores -60 pasajeros por vuelo- al azar, para experimentar, como si fuera real, la posibilidad de abordar un avión. Se les facilitó las tarjetas de embarque, hicieron el check-in y pasaron por seguridad e inmigración antes de subir a un Airbus A330 de la aerolínea más grande de Taiwán, China Airlines, donde los asistentes de vuelo conversaron con los pasajeros sin moverse de la pista.

Y aunque no se sirvió comida a bordo, los visitantes cenaron en uno de los restaurantes del aeropuerto. También se les dio la libertad de explorar partes de la terminal y comprar en las tiendas libre de impuestos. Una experiencia completa dentro del complejo.

últimas noticias